Como autor me propongo abordar la verdad más que la realidad. Me parece urgente que reflexionemos sobre la “condición humana”, con sus contradicciones y ambigüedades.

Mi modo de resignificar esa realidad, fue llevar los recursos expresivos hasta sus últimas consecuencias, con el Negtomontaje / fusión de imágenes. Logrando que mi pensamiento visual se una con mi pensamiento filosófico y de esta manera poder aportar algo nuevo a los paradigmas de mundo que hacemos desde el siglo pasado.

En cuanto a las fotos directas, la estrategia fue evitar mostrar 'lugar y fecha', 'nombre y apellido', 'arriba o abajo', 'un solo negativo por imagen', etc. Todas ellas son categorías que pueden estructurar la mirada, y que nos impiden a veces la comprensión y el hacer conciencia del mundo, que es el eje del ser persona.

Cito de memoria a Duane Michals: “Demasiadas fotos de rostros y rostros, de paisajes y gasolineras vacías, pero nada que me resulte provocador o me ponga a pensar. Veo la foto de una niña con lágrimas y me digo OK, eso es tristeza, pero nada me dice que yo ya no sepa. Hace falta hacer otro tipo de fotografía”

LEER TEXTO COMPLETO DEL AUTOR SIN EDITAR